Contra la Pobreza

Seccion-contra-la-pobreza.jpg
 
La pobreza les quita la posibilidad de ser niños

Pobreza en la niñez es quizá el peor escenario posible para el futuro de nuestra sociedad. Que un niño crezca en situación de pobreza moderada o extrema es una violación severa a sus derechos humanos.  

Crecer en situación de pobreza es no tener acceso a agua potable ni un plato de comida todos los días; es no acceder a la higiene adecuada ni a un abrigo cuando hace frío; es no tener una cama caliente para descansar; ni tiempo para jugar; es que el agua se filtre por paredes. Ser un niño, niña o adolescente pobre es estar expuesto a mayores vulneraciones y a menos posibilidades de un futuro mejor, es  afrontrar dificultades severas para el desarrollo integral y el crecimiento físico.
 
Pero también es ver como las posibilidades se agotan.  Los niños, niñas y adolescentes que crecen en situación de pobreza tienen severas dificultades para educarse que se traducen, la mayoría de las veces, en el abandono escolar, el ingreso precoz al mercado laboral y la precarización laboral. Además, la pobreza pone en riesgo la unidad familiar  y aumenta la posibilidad de que los niños crezcan lejos de ellas.

En nuestro país casi 6 millones de niños son pobres y más de 1 millón viven en la pobreza extrema. Significa que sufren mayor discriminación, explotación, violencia, y están expuestos a mayores riesgos.

En Argentina aun cuando la Ley de Protección Integral de Derechos (26061) establece que la pobreza no debe ser nunca condición para que un niño pierda el cuidado de su familia, éste es un hecho que se constata en cada estadística del sector.

¿Qué hace Aldeas Infantiles SOS para combatir la pobreza infantil?

Nuestro trabajo se centra en fortalecer a las familias y comunidades para que sean capaces de brindar los recursos y cuidados de calidad que sus niños merecen. Atacamos la desprotección que sufren los niños en situación de pobreza a través de las siguientes acciones y servicios:
 
  • Brindamos atención directa a más de 2.500 niños, niñas, adolescentes, jóvenes y sus familias en Oberá, Mar del Plata, Luján, Rosario, Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Santa Fe.
  • Apoyamos a las familias y comunidades para que fortalezcan sus habilidades de cuidado y puedan acceder a todos los recursos para que los niños crezcan siendo niños.     
  • Acompañamos a los adolescentes y jóvenes para que se capaciten y formen para una vida autónoma.
  • Llevamos adelante espacios de capacitación, formación y acompañamiento para la búsqueda de empleo de los referentes  adultos, de forma de mejorar las condiciones económicas de las familias.
  • Fomentamos la educación en todos sus niveles; incentivamos el ingreso y la finalización de la educación.  
  • Capacitamos en nuevas tecnologías con orientación a la inclusión social laboral.
  • Nos asociamos con actores locales para la capacitación en oficios para que jóvenes y adultos tengan la posibilidad de aprender un oficio y acceder a mejores condiciones laborales.
  • Ofrecemos espacios de cuidado diario de niños para que los adultos cuidadores puedan ingresar al mercado laboral con la tranquilidad de que  están protegidos.
  • Buscamos movilizar a  las autoridades y gobiernos nacionales y locales para mejorar las condiciones en que crece y se desarrolla la niñez en nuestro país.
  • Concientizamos a los niños y niñas sobre sus derechos, la detección temprana de  situaciones que los ponen en riesgo y de las medidas a tomar.
  • Empoderamos a las comunidades para la demanda de sus derechos.