Los niños, niñas y jóvenes de Córdoba se adaptan al cambio

Tras la mudanza de la Aldea de Córdoba hacia casas en la comunidad, los niños, niñas y jóvenes se adaptan a los cambios en su rutina.


Ahora insertos en la comunidad, los niños, niñas, adolescentes y jóvenes continúan adaptándose a su entorno, con un nuevo ritmo en la cotidianidad de sus actividades, sumando nuevos cursos y proyectos y fortaleciendo los anteriores, con la presencia y monitoreo de los colaboradores.
 
Verónica, una de las jóvenes, realiza un Curso de Cocina en el Instituto de Gastronomía IGA, donde aprende acerca de la preparación de diferentes platos y el uso eficiente de los recursos. Lo aprendido lo pone en práctica en su casa junto con las cuidadoras y los otros niños, creando un espacio para compartir en familia y generando un clima de encuentro muy agradable.
 
Por otro lado, Juliana, otra de las jóvenes que participa del Programa de Aldeas Infantiles en Córdoba, toma clases de natación en el Club del nuevo barrio. Allí aprende sobre el manejo de la respiración y distintas técnicas de nado, cuidado y manejo de su cuerpo, entre otras cosas.
 
Además, en las casas continuamos realizando talleres y reuniones en donde ponemos en común y compartimos experiencias que pueden ayudar a enfrentar distintas situaciones cotidianas. De estos talleres participan también los niños, niñas y jóvenes, ya que logran expresar y comunicar sus ideas. 
 
 
  • Ir arriba
  • Recomendar
  • Imprimir